martes, 10 de julio de 2007

CARRILLERA DE TERNERA GLASEADA EN SU JUGO CON BUGRE



Mi gran afición por las carnes de “segunda división” que para mi gusto son de primera, me ha llevado ha elaborar un plato de concepto “mar y montaña”. Una carrillera guisada y glaseada al horno con su propio jugo contrastada con un medallón de bogavante escaldado y marcado vuelta y vuelta en la plancha. Para potenciar aun más el sabor amariscado, hago un aceite con las carcasas del marisco secadas a baja temperatura y elaboro una emulsión partiendo de un puré de ajos confitados. Con el coral de la cabeza y todo su jugo, lo machacamos y hacemos un mini frisuelo a la plancha que al cuajar queda estéticamente muy bonito y sabroso en boca

2 comentarios:

encantadisimo dijo...

Este plato me parece impresionante, muy apetecible y la fotografía ampliada es realmente espectacular. Sin dudarlo, a la primera ocasión que se me presente me acerco por el restaurante.

Te felicito por este blog tan exquisito y a la vez tan cercano y directo.

pedro martino dijo...

Encantadísimo, muchas gracias todo un placer tener por aquí a todo un veterano como tú en esto de los blogs. El tuyo es realmente bueno, tú también te curras de lo lindo el tema de las fotos. Aquí podrás ver que algunas están hechas por Arnaud, un fotógrafo buenísimo que tenemos la suerte de tener por Asturias y las que otras están hechas por mí. En seguida te darás cuenta de cuales son de uno y son de otro :)